Blogia
Pensamientos Peregrinos

Los Arcos, tercer día

Los Arcos, tercer día El tercer día del camino es, probablemente, uno de los más dificiles, al menos para mí lo fue. Tras el exultante optimismo de ayer, andando dos etapas, hoy de visita al centro de salud para curar los pies. Nuestros pies nos soportan durante toda la vida, nos llevan y nos traen y no les dedicamos la atención que se merecen. No eran sólo los pies los doloridos también mi orgullo. Ayer dueño del camino, hoy peregrino sin caminar. El abandono asalta mi mente y soy consciente de que si continúo no llegaré el día previsto. Es un día gris y amargo. Sólo hago una foto en todo el día a la torre de la iglesia. Me corto el pelo. Todo un día vagando por Los Arcos. Una peregrina me dice que así ya no llego a Santiago. En mi cara se mezcla indignación y desafío. En este día para mí empieza de nuevo el camino con un objetivo: llegar a Santiago; y sin una obsesión: da igual que no sea el 25 de Julio, no fijo día para la llegada. Todos los días del camino son metáforas de la vida y el que hoy describo fue una cura de humildad.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres